Beneficios de la leche vegetal

267
Frutos secos

Actualmente es común escuchar sobre ellas, ya sea por moda o por salud, cada vez más personas se unen al consumo de la leche vegetal, aunque es importante destacar que la leche de vaca o completa sigue siendo una delas más consumidas.

Esta alternativa de leche no láctea, elaborada a base de ingredientes vegetales y agua, son muy saludables y beneficiosas, sobre todo para aquellas personas que son intolerantes a la lactosa o para quienes simplemente quieren evitar el consumo de calorías para mantener su figura.

La leche vegetal no contiene colesterol, es baja en grasas, posee altos niveles en vitaminas B y elevado porcentaje de grasas mono y poliinsaturadas buenas para el corazón, relación equilibrada entre el sodio y potasio, convirtiéndose en un aliado excelente para personas con digestión lenta, problemas de estreñimiento o colon irritable.

Quizás te interese: Tips alimenticios para mujeres saludables

Existen distintos tipos de leche vegetal, depende de su procedencia, aquellas que provienen de cereales con alto contenido en fibra, vitaminas y minerales, otras que son derivadas de frutos secos que son fuente de ácidos grasos de calidad y calcio, además de la leche vegetal que resulta de legumbres que contienen proteínas de alta calidad.

Una de las más consumida es la leche de soja, incluso antiguamente en China, seguramente la has probado, fue extendida a América Latina y Europa a lo largo del siglo XIX, muy beneficiosa para personas alérgicas a la lactosa, es la más digestiva ya que no necesita enzimas para ser dirigidas, siendo una buena opción para los diabéticos, ayuda a disminuir el colesterol, mejora la circulación y controla la hipertensión.

Leche de nuecesTambién contamos con la leche de nueces, utilizada en casos de diarrea, según estudios diversos, ofrece beneficios mayores que otros antioxidantes, dispone de una combinación de vitamina E, ácidos grasos omega 3 y 6, selenio, cobre, zinc y magnesio, por lo que se está incluyendo en la dieta delos americanos.

Otra alternativa es la leche de almendras, recomendada para niños en crecimiento, personas con baja energía y que necesiten un complemento alimenticio, es muy nutritiva, además de digestiva con alto contenido de magnesio, hierro, calcio y vitamina E, previene la osteoporosis, ideal para el estreñimiento, disminuye el riesgo de cáncer de colon, beneficiosa para personas con problemas hepáticos o desnutridas.

Por otra parte, tenemos la leche de avena, con un alto contenido de fibra fortalece el sistema digestivo, muy rica en carbohidrato ofreciéndonos más proteínas que el arroz o trigo, controla la diabetes, excelente para quienes quieren bajar o mantener su peso, tomarla en las mañanas es una buena dosis de energía sin grasas.

Quizás te interese: Poder de saciedad de las proteínas ¡Entérate!

Y por último, pero no menos importante tenemos la leche de arroz, que no debes confundirla con el agua de arroz, esta leche está elaborada a través de granos de arroz, frescos, molidos, cocidos y luego fermentados, que es relajante, posee propiedades depurativas e hipotensoras, es una bebida ligera y dulce que no contiene gluten, ideal para controlar el peso, además es muy nutritiva.

Compartir