Las 10 causas más comunes de la secreción vaginal

2224
Secresion vaginal

Las 10 causas más comunes de la secreción vaginal

Lo primero que debes saber es que existen diferentes factores que pueden afectar la consistencia y apariencia del flujo vaginal, estos son:

  • El ciclo menstrual
  • Estrés emocional
  • Embarazo
  • Tiempo de ovulación
  • Productos médicos
  • Excitación sexual
  • Y algunas dietas.

Otros factores que pueden tener un efecto negativo y afectar el pH vaginal causando infecciones son: geles de higiene íntima, antibióticos, diabetes, ciertos jabones, embarazo, o la existencia de otras infecciones.

Cada mujer tiene su propio “patrón” de secreción vaginal, es decir, cada una conoce cuando su flujo es normal y cuando no por los cambios que observa en su patrón de secreción natural o común.

Lo cierto es que no hay nada más desagradable para una mujer que un flujo vaginal (Leucorrea) anormal, el cual en la mayoría de casos produce picazón, ardor, un hormigueo, y se torna de textura acuosa con color amarillento o verde cuando se trata de un estado patológico (de infección).

Un reciente estudio ha determinado el top 10 de las causas más comunes de cambio en la secreción vaginal.

  • Vaginitis bacteriana: La vaginitis bacteriana se produce cuando el número de bacterias que forman la flora vaginal normal aumenta considerablemente. Los síntomas médicos de esta condición son una secreción de color gris, con un olor persistente de los peces, así como irritación y ardor en la zona vulva vaginal, el cual tiende a empeorar después del coito.

La vaginitis bacteriana no califica para las enfermedades de transmisión sexual (ETS), y se puede tratar fácilmente con antibióticos.

  • Candidiasis vaginal. La candidiasis vaginal es una infección causada por una bacteria llamada Candida albicans, saprófito que vive en la cavidad digestiva y vaginal en ambientes húmedos.

Las manifestaciones o síntomas de la candidiasis vaginal con: flujo de color blanco, irritación y picazón de los labios vulva- vaginal y toda la zona, dolor durante el coito o al orinar.

Esta infección es más frecuente en mujeres que toman antibióticos, embarazadas o aquellos que sufren de diabetes. El tratamiento para la candidiasis se basa en cremas y óvulos antimicóticos.

  • La tricomoniasis: La tricomoniasis es una infección causada por bacterias llamadas Trichomonas vaginalis, y es parte de las enfermedades de transmisión sexual (ETS), que se manifiesta por una descarga profusa y acuosa, amarilla o verde , con un olor desagradable y dolor durante el coito o al orinar. Esta infección no presenta síntomas sino después de un largo período de tiempo con ella.
  • La clamidia: La clamidia es una de las enfermedades más comunes de transmisión sexual. Es causada por la infección con la bacteria Chlamydia trachomatis. Los síntomas asociados con la clamidia es que se manifiesta por una secreción amarillenta, lechosa, como mucosidad, con un aroma sutil, pero desagradable; además de dolor durante la micción o el coito y dolor abdominal. Si no se detecta a tiempo la clamidia puede causar serios daños al sistema reproductivo.
  • Cáncer cervical o vaginal: ocurre raramente, cáncer del tracto genital inferior puede ser la causa de una descarga continua, acuosa, rosa, marrón, sangrienta y maloliente.
  • Vaginitis atrófica: Durante la etapa post-menopáusica, los niveles de estrógeno en el cuerpo disminuyen significativamente lo que provoca cambios en los tejidos de la cavidad vaginal. Esta dolencia se llama vaginitis atrófica. Las manifestaciones de esta condición son: secreción acuosa, a veces con sangre, inflamación de la vagina, y el adelgazamiento o atrofia de los tejidos. La Vaginitis atrófica puede ser tratada con la aplicación tópica de cremas de estrógeno.
  • Herpes genital: El herpes genital es una enfermedad de transmisión sexual (ETS) causada por el virus del herpes simplex II , que se manifiesta por la aparición en los genitales de pequeñas ampollas llenas de agua , una secreción vaginal acuosa , picor e irritación , dolor durante el coito y la micción.
  • Tampones Olvidados o cuerpos extraños: Tampones Olvidados o cuerpos extraños en el interior de la cavidad vaginal causarán una descarga oscura con un olor fétido. Este tipo de infección es extremadamente peligroso, ya que puede conducir al síndrome de shock tóxico o incluso septicemia.
  • Gonorrea: La gonorrea es causada por Neisseria gonorrhoeae que afecta a la uretra, el cuello uterino, el ano, el recto, la garganta, los órganos pélvicos y a veces la conjuntiva (la membrana que recubre la superficie del párpado y el ojo, lo que lleva a la conjuntivitis).

Los síntomas de esta infección incluyen: flujo vaginal con un olor intenso, dolor al orinar, fiebre y escalofríos, o flujo menstrual irregular. Si no se trata a tiempo se desarrollará una enfermedad inflamatoria pélvica y puede ser incluso la causa de la infertilidad

  • DIU infectado: Hay situaciones en las que el dispositivo intrauterino (DIU) puede infectarse dando lugar a un flujo vaginal purulento y molestias en la cavidad uterina.
Compartir