¿Es bueno ejercitar con sueño? – ¡Descúbrelo!

163

Una vez que has hecho un compromiso con mantenerte en forma, no quieres que nada se interponga entre ti y tu entrenamiento.

Incluso cuando estas en un horario apretado, encuentras formas de asistir a una sesión de ejercicios.

Afortunadamente, cuando te estás ejercitando en casa, eso no es tan difícil de hacer.

El comprometerse con el acondicionamiento físico es algo bueno siempre y cuando mantengas algo en tu mente – tu salud.

Algunas personas se vuelven tan comprometidas a su entrenamiento que se ejercitan incluso cuando están cansadas o agotadas después de una noche de poco sueño.

Para estar en forma y saludable, es importante tener un buen equilibrio.

Eso significa hacer del descanso parte de la ecuación – y saber cuando descansar es la mejor opción.

Aquí está la pregunta. Si estas exhausta por falta de sueño – ¿deberías ejercitarte cuando estas cansada?

Descubre por qué razón el descanso es la mejor opción.

1Tu desempeño estará por debajo de lo normal

Incluso una noche de poco sueño puede afectar tu entrenamiento.

Quizás te interese: 7 recetas de jugos verdes super saludables

Un estudio publicado en el Diario Internacional de Medicina Ocupacional y Salud Ambiental mostró que los tiempos de reacción disminuyen y el desempeño en tareas como manejar y operar maquinaria decrece.

Las funciones cognitivas sufren también.

Se hace difícil hacer decisiones y la memoria se deteriora.

Además, el insomnio incrementa la sensibilidad al dolor.

Eso significa que tu entrenamiento se sentirá mucho mas difícil incluso cuando no estás trabajando tan fuerte como normalmente lo haces.

Otro estudio mostró que una noche sin sueño disminuye el desempeño durante el ejercicio de resistencia y los participantes tenían una percepción más alta de un nivel de esfuerzo.

En otras palabras, incluso aunque corrieran una distancia más corta de lo normal, se sentiría mucho más difícil.

¿Cuál es el mensaje en todo esto? Si te entrenas cuando tienes falta de sueño o te sientes muy cansada, será todo lo contrario a una sesión de entrenamiento productiva.

2Tu riesgo de lesión se incrementa

Con tu tiempo de reacción siendo mas lento y las habilidades de pensamiento y juicio nubladas por la fatiga, tu riesgo de lesión se incrementa cuando estas cansada o con falta de sueño.

¿Por qué arriesgarse a una lesión solo para decir que estas entrenando? Es mejor descansar y hacer tu entrenamiento con un entusiasmo fresco, porque estas descansada y trabajando a la máxima eficiencia.

Quizás te interese: Con estos bailes ahora es posible adelgazar bailando

3Impacta negativamente tu sistema inmunológico

No se necesita de mucha privación del sueño para causar problemas.

Incluso una noche de un mal sueño o inadecuado incrementa los niveles de cortisol.

Esto pone en un amortiguador tu habilidad de pelear en contra de las infecciones.

Combina eso con el estrés añadido de un entrenamiento duro y te estás colocando a un gran riesgo por cualquier virus que este rondando en los alrededores.

Cuando estás exhausta, necesitas descansar para disminuir tus niveles de cortisol y hacer que tu sistema inmunológico esté a su máximo desempeño.

4Los efectos de un sueño inadecuado son acumulativos

Si actualmente estas acostumbrada a entrenar en un estado de agotamiento, moviendo tu tiempo de sueño para la próxima noche, te vas a sentir incluso menos alegre el día siguiente.

Después de estar privada del sueño por unas cuantas noches, tu desempeño, funciones cognitivas y tiempo de reacción disminuyen mucho más.

Quizás te interese: Conoce los lácteos que debes consumir diariamente

Eso significa que podrías terminar teniendo varios días de entrenamientos menos productivos y más probabilidad de lesionarte a ti misma.

5Interfiere con la reparación de tejido

Cuando los niveles de cortisol están altos, interfiere con la reparación y crecimiento de tejido.

Adicionalmente, la hormona de crecimiento anabólico es liberada principalmente durante las etapas mas profundas de sueño.

Cuando estás privada del sueño, se crea un ambiente metabólico no favorable para el crecimiento y la reparación.

Es mejor descansar y tener una buena noche de sueño que estresar más aun a tu sistema con un entrenamiento.

Esto solo incrementará tus niveles de cortisol mucho más.

Otras razones por las que el sueño es importante

El sueño no solo impacta tu entrenamiento y habilidad de construir musculo, dormir menos de 7 horas por la noche ha sido asociado con un gran riesgo de problemas a la salud como diabetes tipo 2, enfermedades al corazón, hipertensión, y riesgo de aumento de peso y alta mortalidad.

Además, tiene un impacto negativo en el estado de ánimo. ¿Quién no se siente malhumorada y un poco ansiosa cuando no han dormido lo suficiente?

Quizás te interese: Bisteck sorpresa

¿La línea de fondo?

Cuando estás exhausta y has dormido poco la noche anterior, toma un descanso el resto del día y deja que tu cuerpo se recupere y la hormona del estrés se normalice.

Si te ejercitas en un estado de cansancio, tu entrenamiento no va a ser tan productivo, la reparación de tejido estará comprometida y vas a incrementar tu riesgo de enfermedades debido a la inmunidad disminuida.

Además, probablemente no vas a tener un entrenamiento muy productivo.

Maximiza tu nutrición y date a ti misma un día de descanso y de recuperación.

No afectará negativamente el impacto de tu nivel de acondicionamiento físico.

Te ayudará a estar mas en forma y mas saludable a un largo plazo.

Compartir