5 simples exfoliantes caseros para manos

115

Entra en tu cocina y mira adentro de tu refrigerador, las probabilidades son que encuentres suficientes ingredientes que puedas usar para hacer algunos exfoliantes maravillosos que no solo son económicos, sino que también son buenos para tu piel porque sabes lo que estás usando.

Me encanta tener mis manos súper suaves y delicadas.

Y también tengo el terrible hábito de lavar mis manos muy frecuentemente, lo que ocasiona que se sequen.

Uso estos exfoliantes que vas a ver a continuación por lo menos una vez al día, preferiblemente justo antes de ir a dormir, de manera que pueda deshacerme de la piel muerta y humectar mis manos después del lavado.

Para todos los exfoliantes, usa la cantidad deseada y frota ligeramente tus manos por un minuto o dos.

Déjalo en las manos por un minuto y lávalo con un jabon de manos suave y agua tibia. Sigue con un buen humectante.

Exfoliantes caseros para manos

1El exfoliante para manos con azúcar

Este es absolutamente un exfoliante básico, el cual toma menos de un minuto hacerlo.

Si vas a hacer grandes cantidades, usa una licuadora para mezclar estos ingredientes.

Quizás te interese: Pollo en salsa de mostaza con pasta de calabacín

No recomendaría que hicieras cantidades grandes, porque con el paso del tiempo el azúcar se puede disolver causando un menor efecto exfoliante, y así ya no serviría para su propósito.

Lo que necesitas

  • Una cucharadita de azúcar blanca y otra de azúcar morena.
  • Media cucharadita de aceite de oliva.
  • Dos cucharaditas de miel

Modo de preparación

Mezcla dos cucharaditas de miel y azúcar y bátelo por un minuto.

Añade media cucharadita de aceite de oliva y mezcla por unos dos minutos. Guarda en un frasco hermético.

2El exfoliante con almendra y miel

Lo que necesitas

  • Un puñado de almendras
  • Media cucharadita de miel
  • Leche en cantidades necesarias

Modo de preparación

Toma un puñado de almendras y muélelas para hacer un polvo fino.

Quizás te interese: Tortillas integrales rellenas de queso crema y pollo

Añade la media cucharadita de miel y suficiente leche para hacer una pasta suave.

Esta debería ser usada inmediatamente y no es recomendable que la guardes para usarla después.

3El exfoliante con aceite de coco, azúcar y sal

Lo que necesitas

  • Una cucharada de aceite de coco y una de miel
  • ¼ de taza de azúcar (morena o blanca)
  • ¼ taza de sal marina
  • El jugo de una lima

Modo de preparación

Mezcla una cucharada de aceite de coco y una cucharada de miel (preferiblemente miel orgánica).

Añade ¼ de taza de sal marina y de azúcar fina a esta mezcla y mézclalas bien.

Añade el jugo de una lima y mezcla todos estos ingredientes en una licuadora por unos 30 segundos.

Almacena en un contenedor hermético y úsalo en el plazo de una semana.

Después de una semana, si todavía queda un poco es recomendable que te deshagas de él.

4El exfoliante con sal

Lo que necesitas

  • Media taza de sal marina
  • 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen
  • El jugo de 3 limones

Quizás te interese: Lo mejor para perder peso – Entrenamiento por intervalos de alta intensidad

Modo de preparación

Mezcla media taza de sal marina con 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen.

Añade el jugo de tres limones sobre la mezcla y bate hasta que todos los ingredientes estén completamente mezclados.

Usa este exfoliante en el plazo de dos semanas y almacénalo en un contenedor hermético.

5Exfoliante con mucha azúcar

Como el nombre lo sugiere este es un exfoliante que contiene pura azúcar, es uno de mis favoritos porque es muy efectivo.

Quizás te interese: 7 rutinas de entrenamiento por intervalos para quemar grasa rápido

Lo que necesitas

  • 2 cucharadas de azúcar blanca fina
  • 2 cucharadas de azúcar morena granulada
  • Aceite de oliva
  • Una gota de nuestro aceite esencial favorito

Modo de preparación

Toma un contenedor en el cual planees guardar este exfoliante y sécalo vigorosamente.

Añade 2 cucharadas de azúcar blanca fina y azúcar morena.

Mézclala con suavidad. Vierte el aceite de oliva en la mezcla y bátelo con suavidad. Deja que el aceite se asiente.

Añade algo más de aceite. El aceite de oliva debería estar por lo menos un cuarto de pulgada por encima del nivel del azúcar.

Añade una gota de tu aceite esencial favorito y continuo mezclando suavemente. Cierra el frasco.

Este exfoliante puede ser guardado hasta por un mes.

Todos los exfoliantes si son hechos con la cantidad mencionada, deberían alcanzar por lo mínimo para unas 4-6 veces para exfoliar tus manos y necesitan ser guardados en un contenedor hermético.

Usa estos exfoliantes para tener unas manos hermosas y suaves, y no olvides también seguir los consejos de cuidado personal para manos para que se vean siempre bien cuidadas.

Entonces, ¿cuál de estos exfoliantes caseros para manos quieres probar primero? Comparte tu opinión en la sección de comentarios.

Compartir