Maquillaje para la oficina: Cómo verte hermosa y profesional

32

Un desafío que muchas mujeres jóvenes tienen es escoger el maquillaje adecuado para un ambiente corporativo.

Verse competente y profesional es increíblemente importante.

Aunque eso tal vez signifique dejar a un lado el delineador con escarcha.

Los estudios han demostrado que las mujeres que usan maquillaje para ir a trabajar son más probables de ser promovidas.

El truco es encontrar un estilo que mejore tu belleza natural.

Para la mayoría de las mujeres, un estilo atrevido no es normalmente la primera opción, pero por favor no creas que destacarse en el sitio de trabajo es siempre una mala estrategia.

Algunas de las mujeres más exitosas que conozco han hecho un esfuerzo por destacarse con su apariencia, bien sea con unos labios brillantes o con un vestido.

Sin embargo, los ojos ahumados en el sitio de trabajo no son generalmente una opción.

No se ven sutiles o es como si no te hubieras removido el maquillaje de anoche.

De cualquier forma, no es algo apropiado.

Aquí hay unas cuantas reglas para que te veas hermosa en el trabajo:

  1. Tiene que pasar la prueba del tiempo; no quieres tener que estar retocándote cuando tengas que ir de reunión en reunión.
  2. Tiene que ser de bajo mantenimiento y lo suficientemente fácil para que seas capaz de completarlo en un apuro. Algunas mujeres tal vez estén preparadas para pasar 30 minutos maquillándose en las mañanas, pero prefiero pasar unos 20 minutos extras en la cama y 10 minutos maquillándome.
  3. Debería mejorarte y no esconder quien eres.
  4. No debería estar distrayéndote, recuerda, quieres que las personas escuchen lo que eres capaz de decir sin ser hipnotizados por tu brillo labial rosado fosforescente.
  5. Debe hacerte sentir cómoda y maravillosa. Si estás preocupada estresándote por tu delineador, ¿Cómo puedes esperar concentrarte en tu trabajo?

Quizás te interese: Las 7 reglas para aumentar la perdida de grasa

Ojos

Debido a que quieres que tu maquillaje resista el paso del tiempo, comienza con una buena base.

Para los ojos, hay un gran número de productos excelentes.

Las pre-bases son unas de mis primeras opciones para sombra de ojos.

Para la piel me gusta usar unos diferentes.

Las bases y correctores son el siguiente paso en el maquillaje de los ojos, y asegúrate de que tu base no esté muy espesa o pastosa.

Me encanta la piel húmeda donde sea apropiado, pero tiende a ponerse brillosa, y lo brilloso no dice “relajada” cuando estas bajo presión.

El mate es la opción que debes escoger.

Me coloco un poco de polvo mate en la cara, y cargo unas toallitas secantes para los retoques durante la hora del almuerzo.

Quizás te interese: ¿Lesión deportiva?: 6 tips para regresar al ejercicio

Los colores de los ojos son lo siguiente, y tengo unos cuantos que me gusta usar para trabajar.

Básicamente, son todos acerca de sutileza, en vez de mostrar tus grandes habilidades de difuminado.

Los colores que te hacen ver bien despierta son muy buenos también. Y debo decirlo nuevamente, los colores con escarcha no son permitidos.

Guárdalos para los fines de semana.

Tengo los ojos verdes, por lo que me encantan los colores bronces, marrones, grises y el gris pardo.

La máscara obviamente debes incluirla, y lo mejor es asegurarse de que sea de larga duración.

Algunas veces, con el aire acondicionado en la oficina y por ver la pantalla de la computadora, mis ojos se resecan, así que los froto.

Cuando lo hago, no quiero que la máscara se corra y haga ver que tengo ojos de panda. Hay unas buenas mascaras que evitan esto.

Lo siguiente son las cejas, una gran forma de mostrar lo profesional que eres debido a que enmarcan tu cara.

Quizás te interese: El régimen para adelgazar que cambiará tu vida

Mantenerlas bien cuidadas es algo que vale la pena.

No hagas que se vean muy delgadas, las cejas fuertes son muy hermosas.

Me gusta rellenarlas con polvo y uso una cera para fijarlas, o uno un gel con tinte.

Si estoy apurada, un toque de gel transparente para las cejas es una buena opción.

Bono: es completamente a prueba de fallas.

Mejillas

El rubor debería mejorar tu hermosa cara, y mientras que adoro el brillo rosado, es mejor buscar algo que le dé un toque de color cuando estoy en el trabajo.

Se cuidadosa con respecto a usar algo demasiado brillante, pero un toque de brillo se ve muy lindo debajo de luces fluorescentes que rebotan en tus mejillas.

Labios

Con el color de los labios, tienes un poco mas de libertad para expresarte a ti misma que lo que lo haces en el trabajo con los colores para ojos, siempre y cuando no distraigan mucho.

Personalmente me encantan los colores rosados-piel y un estilo mate porque da sofisticación.

Quizás te interese: Cómo hacerte unos labios degradados tipo “ombré”

La preparación siempre es algo importante.

La mayoría de las veces, preparo mis estilos de la semana los domingos en la noche, así que no tengo que pasar tiempo pensando en lo que me voy a poner o buscando entre mis gavetas por un color en particular justo antes de ir al trabajo.

En mi estuche de maquillaje tengo 4 sombras, un par de labiales y brillos, un rubor, mi base y mascara.

Eso me ahorra por lo menos otros 5 minutos en las mañanas (¡más tiempo en mi cama!)

Compartir