Meriendas inteligentes para comer sin culpa

324
Comiendo manzana

Entre comidas nos provoca siempre comer algo, es inevitable no sentir ganas de picar algo para calmar nuestros antojos, aún más cuando comemos cinco veces al día, pero la idea es que estas sean saludables y deliciosas sin atentar contra nuestro peso.

Cuando sentimos la necesidad de comer algo, suele tener distintos motivos, es decir, el impulso que sentimos se debe a una necesidad que tengamos y de como nos sentimos en dicho momento.

Al sentir que nuestra hambre es insaciable, una manera ideal de atacarla es comiendo semillas de calabaza, un puñado de pepitas que comprende 137 calorías, por ser ricas en hierro y fibra, lo que mejorará el tránsito intestinal.

El yogurt natural con seis almendras aporta 130 calorías, estas últimas son ricas en fibra y vitaminas E, nos darán una mano al sentir ataques de ansiedad y suavizarán nuestra piel.

También es muy común que en horas nocturnas, se nos antoje comer algo, una alternativa muy acertada para este momento, es un vaso de leche descremada con cereal integral, ya que la leche tiene un efecto relajante y diurético mientras que la fibra agiliza el tránsito intestinal, favoreciendo la pérdida de peso.

Smoothie bananaNo todos los días nos levantamos con el mismo ánimo o energía, lo que nos hace pensar en un antojo que nos active, en este caso es recomendable consumir un batido de leche con ½ cambur o banana y un toque de canela, lo que nos proporcionará saciedad y calmará la ansiedad además nos ayuda a producir serotonina para el buen humor.

Sentirse agotada es terrible, solo piensas en que el día termine ya, pero cuando el agotamiento te invade, comer un tazón de fresas con yogurt natural será la clave, por las propiedades antiinflamatorias que poseen las fresas.

Quizás te interese: Aerobics acuáticoConoce las propiedades de las lentejas

Cuando sientas que un vacío te invade, un huevo duro ayudará, ya que las proteínas tienen el poder de incrementar los niveles de la hormona colescitoquinina, la cual produce un efecto de saciedad.

A veces sentimos la piel un poco acartonada, para aligerar este malestar puedes comer una pequeña merienda de tres galletas con atún, te harán sentir satisfecha y nutrirás tu cuerpo a fondo gracias al omega 3, el cual es un potente antioxidante que evita la aparición de arrugas.

Flan¿Te sientes débil? Un flan con leche light proporcionará la cantidad de calcio necesaria al día, además que estudios revelan que te ayudarán a perder peso. Si te sientes algo deprimida un picoteo ideal sería un vaso de patilla o sandía en cuadros con chile piquín, ya que el picante aumenta las endorfinas, diciéndole adiós a la depre.

Mantener nuestra línea y peso ideal, no significa restringir alimentos, al contrario, la idea es consumir alimentos combinados correctamente para que al consumirlos nos otorguen bienestar.

Compartir