La elíptica vs la cinta de correr: ¿Cuál es mejor?

118

Una elíptica y una cinta de correr son dos de las máquinas más comunes de cardio encontradas en los gimnasios.

Ambas máquinas pueden proveer un entrenamiento cardiovascular efectivo y ayudar a quemar calorías y mejorar la capacidad aeróbica, pero cada máquina tiene sus beneficios únicos y desventajas.

¿Es una elíptica o una cinta para correr más efectiva para quemar calorías? ¿Cuál máquina deberías escoger para tus entrenamientos de cardio?

Estas preguntas y más serán respondidas en este artículo introductorio, en el cual examinaremos los pros y los contras de cada método de ejercicio y exploraremos algunos estudios de investigación.

Beneficios de la cinta de correr

Versatilidad

Desde una caminata enérgica hasta una carrera colina arriba, las cintas de correr ofrecen un rango amplio de opciones en términos de velocidad, inclinación y múltiples programas de entrenamiento.

Emula los movimientos naturales

A medida que la tecnología continúa avanzando, los expertos de acondicionamiento físico continúan desarrollando nuevas máquinas que pueden ser raras o confusas.

La cinta de correr es familiar y emula los movimientos naturales de caminar, trotar, o correr.

Alta salida de trabajo

El mover tu peso corporal requiere de un esfuerzo sustancial. Como resultado, tu cuerpo quemará más calorías a una tasa más alta.

Quizás te interese: 10 pasos sencillos para obtener cejas perfectas usando una hojilla

Efecto de carga de peso

Contrario a las creencias populares, correr y caminar pueden ayudar a fortalecer tus huesos y músculos los cuales pueden ayudar con tu postura y capacidad de sostenerte a medida que envejeces.

Bien investigado

Las cintas de correr han estado en el ámbito deportivo desde el 1800 y son algo esencial en cada gimnasio y muchos hogares.

Naturalmente, ellas han sido investigadas, desarrolladas, y perfeccionadas más que cualquier otro equipo de cardio.

Contras de la cinta de correr

Pueden ser fuertes con las articulaciones

Correr en una cinta de correr puede colocar esfuerzo en tu columna vertebral, caderas, rodillas y articulaciones de los tobillos, especialmente si no calientas, o estiras, o corres en ella todo el tiempo con volumen excesivo.

Quizás te interese: Como hacer que tus cejas sean más gruesas con maquillaje

Mientras que algunas cintas para correr tienen más absorción de choque que otras, el impacto es igual significativo.

Problema de seguridad

EL entrenamiento de alta intensidad como las carreras en inclinación puede ser peligroso si tu nivel de habilidad no es el adecuado para ejecutar esos ejercicios.

Agarres no naturales

Muchas veces, a las personas les gusta saber su frecuencia cardíaca y encontrar el objetivo de su zona de frecuencia cardíaca.

Tratar de agarrarse a las barras de la cinta de correr mientras estás corriendo puede ser desafiante e incómodo.

Problemas de postura

Algunos estudios muestran que el tamaño de la cinta puede causar que las personas cambian la forma como caminan o corren, llevando esto a desequilibrios musculares y problemas de postura.

La calidad de las cintas de correr puede variar significativamente.

Dificultad

Correr (especialmente en un plano inclinado) es difícil. La mayoría de las personas gravitarán inherentemente a las máquinas que encuentren más cómodas y usarán esa máquina específica como una forma de quemar calorías.

Quizás te interese: 5 pasos sencillos para difuminar perfectamente la sombra de ojos

Beneficios de la elíptica

Acondicionamiento sin impacto

La elíptica permite que tu cuerpo emule un movimiento de correr sin causar el impacto agotador en tus articulaciones que ocurre en la cinta de correr.

Habilidad de entrenamiento cruzado

La mayoría de las elípticas están ahora equipadas con manijas movibles que permiten que ejercites la parte superior e inferior de tu cuerpo simultáneamente.

Movimiento en reversa

La mayoría de las elípticas te permiten que hagas el movimiento en reversa el cual puede activar diferentes grupos musculares y poner más énfasis en tus cuádriceps y ofrecer una variedad ajustable en el medio del entrenamiento.

El agotamiento percibido es menor

Los estudios muestran que las personas en realidad están trabajando más duro de lo que perciben cuando están en la elíptica.

Los sujetos en los estudios fueron cuestionados para pedir su resultado percibido cuando operaban una elíptica y la mayoría de los sujetos del estudio mostraron una subestimación del esfuerzo actual basado en su frecuencia cardíaca.

Por lo tanto, la elíptica puede quemar cerca de la misma cantidad de calorías con menos esfuerzo.

Quizás te interese: ¿Es posible ejercitarse sin perder peso?

Contras de la elíptica

Menos dinámica

Con una cinta de correr, ajustar la inclinación y la velocidad puede llevar a una variación excepcional en intensidad, pero la mayoría de las elípticas carecen de esta característica, o no es tan efectiva.

Menos efecto de carga de peso

Mientras que menos impacto puede ayudar a prevenir las lesiones, hay una desventaja en esto.

Debido a que los pedales de la elíptica están suspendidos sobre el suelo les falta el “efecto de carga de peso” que es utilizado cuando se corre.

Los ejercicios con carga de peso fortalecen los huesos y músculos y son particularmente importantes para las personas mayores para prevenir la osteoporosis.

Momento

El operar una elíptica, especialmente a niveles inferiores, puede permitirte el usar el momento de la máquina para darle poder a la máquina.

Comparación de quema de calorías

Un estudio por el Colegio Médico de Wisconsin encontró que el promedio de calorías quemadas trotando en una cinta de correr por una hora fue de 705 a 866.

Por comparación, un estimado del Estado de Salud encontró que usando una entrenadora elíptica por una hora quemará aproximadamente 773 calorías.

Basado en este y otros estudios similares, la cinta de correr puede tener una pequeña ventaja con respecto a la quema de calorías, aunque algunas veces la cantidad de variación es considerada descartada en comparación con la elíptica.



Compartir